Tengo el corazón partìo …

Posted on Actualizado enn

Me he centrado hasta ahora en hablar de mis aventuras de medico en medico y de tratamiento en tratamiento, pero aun no he hablado en profundidad de como me he sentido todos estos años. La verdad es que la cosa ha ido empeorando con el tiempo hasta incluso modificarme el carácter. Es así de triste …

Soy una persona que desde pequeña ha soñado con formar una familia, con tener hijos, además he sido siempre súper niñera y porque no decirlo se me dan bien y desde siempre he sentido que yo he nacido para ser madre. Estaba claro que una cosa es nacer para ser y otra que la naturaleza y el destino decidan concedértelo.

Al principio no lo lleve del todo mal. Aún tenía 32 años, la edad normal hoy en día para plantearse tener hijos y la verdad que las preguntas de ¿y tú para cuando? aun no me habían empezado a incomodar. Tal vez porque ninguna de mis amistades había tenido hijos hasta que empezaron a tenerlos.

Todos los meses alguien estaba esperando un bebé y bueno lo fui sobrellevando. De la espera de esos bebes nacieron esos bebes y las conversaciones entre amigos empezaron a ser monografías de maternidad. Me empece a encontrar fuera de lugar y lo peor de todo es que la presión empezaba a aumentar a medida que pasaba el tiempo.

La cosa se volvió insostenible en el verano del 2013 cuando empecé con los tratamientos. Me volví uraña, poco sociable y amargada. Yo que siempre había sido una persona, alegre, optimista y un poco payasa, estaba insoportable, como si una especie de cúmulo nimbo estuviera siempre rondando por encima de mi cabeza.

Peor se tornaron las Navidades. Desde hace años dedico el rato que me lleva poner la decoración navideña a pensar: ¿cuando colgare la bolitas del árbol con mis hijos?, ¿a cuando habrá un zapatito esperando su regalo? etc …. Este año lo deje de soñar, lo veía lejos o casi imposible, vamos que solo me faltaba teñirme de verde para convertirme en un auténtico Grinch.

¿Llegaría el momento de plantearme buscar ayuda psicológica para soportar esta frustración?

5 comentarios sobre “Tengo el corazón partìo …

    […] Tengo el corazón partío … […]

    Me gusta

    Índice de contenidos « Mama al cuadrado escribió:
    diciembre 2, 2015 en 11:44 am

    […] Tengo el corazón partìo … […]

    Me gusta

    […] Tengo el corazón partío … […]

    Me gusta

    […] Tengo el corazón partío … […]

    Me gusta

    Y por fin … Las Navidades soñadas!! « Mama al cuadrado escribió:
    diciembre 11, 2015 en 11:59 am

    […] Tengo el corazón partìo … […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s