Aceite de Oliva

Receta nº 12: Crema de Calabaza con Crujiente de Parmesano

Cita Posted on Actualizado enn

Se va acercando Halloween, cómo no iba a hacer una referencia a ese fantástico producto que es la calabaza.

El puré de calabaza suele ser un clásico dentro de la alimentación complementaria de los peques, pero, ¿a que nunca se te había ocurrido que una crema de calabaza pudiera ser un entrante súper apetecible para una comida con las visitas?

calabaza

Hace unos meses, estuve en un evento donde hubo con cátering y uno de los aperitivos era la crema de calabaza con crujiente de parmesano. Me pareció espectacular… qué textura, qué mezcla, qué sabor … así que al día siguiente ya estaba yo con mi Thermomix haciendo I+D para dar con la receta que a continuación os presento.

Es además un receta ideal para peques, a los mellis les encanta.

Tiempo de preparación

Thermomix

En media horita está lista:

  • 4 minutos para pelar la calabaza, partirla en trozos y pelar una patata
  • 26 minutos cocinando en la máquina

Utensilios necesarios:

  • Thermomix
  • Papel vegetal
  • Aro cortapastas
  • Rallador de queso

Ingredientes

  • Una calabaza tipo pera (unos 500-600 gr)
  • Una patata grande
  • 50 gr de aceite de oliva
  • 1 pastilla de caldo de verdura
  • 300 ml de agua
  • Sal al gusto
  • Cuña de queso parmesano

Preparación

Para la crema

1º Pelamos la calabaza y la partimos en trozos y lo echamos al vaso de la Thermomix.

2º Pelamos la patata y la chascamos e igualmente la echamos a la Themomix.

3º Echamos todos los ingredientes al vaso, salvo el parmesano.

Cocinamos 25 minutos, varoma, velocidad 1.

5º Acabado el tiempo de cocinado, trituramos 1 minuto, velocidad 10.

Para el crujiente de parmesano

1º Cogemos papel vegetal, aro cortapastas y rallador de queso.

2º Extendemos el papel vegetal en una superficie, ponemos encima el aro cortapastas y rallamos el queso dentro del aro. Hacemos tantos círculos de parmesano como necesitemos.

Doblamos por la mitad el papel vegetal dejando la ralladura de parmesano en el centro.

4º Con mucho cuidado, lo llevamos al microondas y lo ponemos hasta que el parmesano derrita. En el mío con 15 segundos es suficiente.

5º Lo sacamos y dejamos enfriar. Una vez se enfríe el parmesano quedará como una especie de galleta de “hilos”.

6º Presentamos la crema con el crujiente decorando el plato.

 

Trucos que no te puedes perder

Es un plato que se da a mucho tipo de presentaciones, por lo que puedes hacer volar tu imaginación dependiendo de si lo vas a servir sentado o es un cóctel de pie.

Servido en plato

Queda genial sobre un plato grande y hondo que puedes decorar con el crujiente y un poco de perejil espolvoreado.

calabaza2

Servido en vasitos

Si va a ser tipo cóctel, puedes aprovechar a ponerlo sobre un vaso de sidra de los pequeños (lo que en mi tierra se llama el vaso de “chato”) que junto con una cucharita queda una tapa la mar de mona.

vasos-para-hosteleria

¡Buen provecho!

Post relacionados:

Leer el resto de esta entrada »

Receta 11: Ceviche de Mejillones

Cita Posted on Actualizado enn

No lo puedo evitar, como muchas veces os he dicho, me encanta la comida “medio cruda” con toques agripicantes, me muero por las especias … en fin una auténtica fan de los sabores potentes.

Y por el ello cualquier ceviche se puede convertir perfectamente en una de mis comidas favoritas. La receta que os traigo hoy es el ceviche de mejillones, una receta como siempre muy sencillita con un acabado y sabores espectacular.

ceviche

Es además una receta que se puede dejar preparada de un día para otro como entrante de una comida familiar o de amigos que a nadie va a dejar indiferentes.

El ceviche es una receta propia de los países del litoral pacífico de latinoamérica y en el caso de Perú, es considerado hasta patrimonio cultural. Se trata de cocer, tanto pescados como mariscos, en zumo de lima junto con aderezos de cebolla, aguacate, picante etc …

Ahí va la receta, ¡espero os guste!

Tiempo de preparación

Muy poquíiiiiiito. Estos son los pasos:

  • Desbarbar mejillones: 3 minutos
  • Cocer mejillones: 3 minutos
  • Quitar cáscara al mejillón: 3 minutos
  • Preparar el aliño: 5 minutos
  • Dejar reposar mínimo media hora

Por tanto, de preparación no más de 15 minutos, vamos chupado.

Ingredientes

Esta es la cesta de la compra que necesitamos:

  • 1 Kg de mejillones
  • Una cebolla mediana morada
  • Guindilla o cayena
  • 1 Limón o 2 limas. Me explico, originalmente se echa lima pero hay veces que no tenemos limas a mano. No pasa nada se puede hacer con limón aunque ya sabéis que el sabor puede distar un poco. Yo lo he hecho de las dos formas y está rico incluso a veces hecho mezcla, medio limón y una lima por ejemplo.
  • Cilantro
  • Aceite de oliva
  • Sal

Preparación

Cocer los mejillones. Es muy sencillo. Desbarbamos los mejillones, es decir, les quitamos los pelillos que sobresalgan con un cuchillo. No es necesario limpiar la concha, no hagáis como mi madre que les deja super lustrosos pa´na.

Una vez les tengáis desbarbados ponéis una cazuela al fuego con unos 3 dedos de agua. Echáis los mejillones y esperáis a que hierba. Tapáis y esperáis 3 minutos.

Una vez cocidos, los lleváis a un escurridor y les quitáis el agua. Yo les paso por agua fría para que pierdan el calor y así poder quitarles la cáscara mejor.

En cuanto estén un poco templados les quitáis ambas conchas y al bol.

2º Ya tenemos la materia prima fundamental lista, así que vamos con el aderezo. Con los mejillones ya cocidos sin concha en el bol, cortamos la cebolla morada en juliana y la echamos.

3º Picamos una guindilla o una cayena, lo que tengáis más a mano, y lo añadimos a la mezcla.

4º Picamos unas ramitas de cilantro y también lo echamos al bol.

5º Cogemos la lima o los limones y los exprimimos. El zumo resultante lo añadimos a la mezcla. Debe quedar más o menos cubierta dicha mezcla.

6º Echamos un chorro de aceite de oliva y sal al gusto y removemos toda la mezcla hasta que se junten todos los ingredientes.

7º Una vez listo tapamos el bol con film y lo metemos al frigorífico mínimo media hora, yo lo suelo dejar incluso de un día para otro.

El resultado es este:

ceviche

¡Buen provecho!

Post relacionados:

Leer el resto de esta entrada »