Beta Negativa

Mi Sexta Beta

Cita Posted on Actualizado enn

Como ya sabéis la mayoría, en septiembre reiniciamos la operación hermanito. Enterramos todos nuestros miedos y seguimos adelante.

Desgraciadamente, a día de hoy ya tenemos el resultado de este intento: NEGATIVO. A seguir buscando. Nos quedan 4 y bajando. La tensión aumenta, las posibilidades merman … empiezo a sentir algo de presión de que avanzamos rápido hacia el límite.

img_2573

Pero bueno, voy a resumir lo que ha sido este ciclo porque todo lo que empieza mal, suele acabar mal.

La transferencia

Papá al Cuadrado no pudo estar presente. Tuvo que viajar a México así que me tocó hacer la transfer sola.

Hacíamos chistes sobre ello en plan Gila:

Imaginábamos a nuestro pequeño el día de mañana diciendo: «-pues a mi me hicieron cuando mi padre no estaba…»

En esta casa, que nunca falte el humor.

Pero antes de la transfer las cosas empezaron a torcerse. Me levanté con un horrible dolor de garganta o lo que es lo mismo, lo que fue la antesala de un catarrazo infernal. Lo segundo, la llamada del laboratorio no llegaba. Eran las 12:30 de la mañana, con una transfer prevista sobre las 14 h y ni rastro de la llamada.

Cuando llegó finalmente la llamada, la embrióloga me comentó que el blasto que pensaban transferirme no sobrevivió a la descongelación. Me quedé a cuadros, ¿pero como un blasto A/A no va a sobrevivir?

La embrióloga dice que hay más factores que influyen en la descongelación independientes a la calidad y que estas cosas pasan. El 92% descongelan bien, pero hay veces que sin explicación aparente el embrión no es capaz de deshacerse del agua de la descongelación y empieza a perder células que le dejan inviable.

Pues muy bien, de buenas a primeras hemos perdido otra oportunidad. Así que pasamos de que Bichito VII fuera el transferido a descongelar a Bichito VIII.

Bichito VIII, descongeló bien y a las 14 h lo transfierieron, menudas carreras para llegar al IVI ese día.

Transfer

Todo fue bien y las 14:29 Bichito VIII estaba conmigo.

La betaespera

Esta betaespera he estado bastante tranquila. No he hecho el cabra, ni tampoco he podido hacerlo francamente porque mi catarro empeoró radicalmente.

Al no poder tomar nada, los mocos y la tos se apoderaron de mi. Me pasaba las noches sin dormir entre toses y mocos. Horrible.

No tenía ningún síntoma hasta que el día 7 post transfer empecé a sentir nauseas, y ahí empezaron las dudas: – ¿Sería del catarro?, ¿Habría algo ahí dentro? …

Las ganas de vomitar fueron a más y a tanto más que ya resultaba un poco increíble que se debieran a un incipiente embarazo.

El día 9 post transfer me salieron 2 granos. Eso ya pintaba menos bien, siempre que me va a bajar la regla me salen.

El lunes 9 de octubre tenía la beta. Y dos horas después llegó la noticia.

Fue descolgar la llamada del IVI y saber que era negativo. La voz que ponen las enfermeras cuando llaman con un positivo es radicalmente diferente. Con los negativos se les pone «vocecita», una vocecita que da mucha pena, la verdad, y que traumatiza más que el propio negativo.

Y si, fue un negativo, de mis clásicos 0,0 del principio. Ni rastro de implantación. Ahora, si nos ponemos a pensar en positivo, mejor esto que un bioquímico.

No lloré, no me apetecía, mi cabeza estaba ya en modo – Tengo que hablar con mi doctora e ir a por el siguiente pasó. Si haces el borrón y cuanta nueva deprisa a veces se sufre menos, o por lo menos yo me lo tomo así. Aproveché para tomar todos los medicamentos que pude para mi catarro … puff que alivio al fin … ¡volver a dormir!

La peor parte se la llevó Papa al Cuadrado, no se esperaba un negativo.

Me dolió mucho oírle decir que se quería plantar que estaba hasta el moño de disgustos. Yo le dije: – ¿pero como nos vamos a plantar si aun nos quedan 4? Vamos a ir hasta el final. Te recuerdo que somos padres porque la primera vez seguimos luchando y no nos rendimos … -tienes razón Ana. Sigamos adelante.

Así que tras esto, que os reconozco es más duro que el propio negativo, me quedé esperando la llamada de mi doctora que suele hacerla 24-48h después del negativo.

Lo curioso es lo que pasó ese mismo día tras la beta. Serían las 19h y me llaman del IVI para darme cita con la doctora y me dicen que tiene agenda para el día 25 de octubre. ¿Pero se os va la olla o que?, ¿Nadie le pone un poco de cerebro a esto?

Le expliqué que yo no solía ir presencialmente a las reuniones post negativo, que lo hablaba con mi doctora todo por teléfono al día siguiente. Y dale la tía pesada con ir.

«So-y au-to-ma-ta tie-nes que ve-nir si o si»

Pero vamos a ver, ¿como voy a ir dentro de dos semanas si quiero reiniciar el tratamiento con mi próxima regla?, y si tengo muchas dudas y estoy «súper fatal» por el negativo, ¿me vais a atender dentro de dos semanas? … Si lo podemos hablar por teléfono, ¿porque no os organizáis para que quien desee hacerlo así lo haga y ahorramos tiempo y dinero a pacientes y a médicos?

No se, me da la sensación que alguien ha montado este proceso como el que da cita para hacerse la manicura. La gestión post negativo es fundamental y prioritaria así que debe ser rápida y con tacto. Nada más que añadir.

Afortunadamente el equipo médico es genial (el administrativo cada día me alucina más) y hoy a primera hora estaba hablando con mi Doctora.

Me comenta que estemos tranquilos, que los resultados son normales. Que no meta en el mismo saco al que no descongeló. Que mirando los resultados de los 8 embris restantes se están cumpliendo las probabilidades.

Es decir, con unos embriones que salieron de óvulos de cuando yo tenía 35 años, se estima que el 46% debería ser viable (54% aprox. podría tener fallos cromosómicos). Eso hace que 3,68 embriones pudieran dar lugar a un embarazo.

Dos de ellos ya los tengo conmigo que son los mellis, así que estadísticamente debería quedar entre los 4 que nos quedan en el congelador, al menos 1 que de lugar a un embarazo evolutivo.

Así que vamos al ataque de nuevo con esta regla. Esta vez transferiremos 2, nos vamos a fiar de las estadísticas, aunque cabe la posibilidad de que no consigamos nada o que volvamos a tener un embarazo gemelar. Seremos coherentes y consecuentes con el resultado. A lo mejor la vida solo nos permite ser padres a «pares» …

A por todas, que no decaiga el ánimo …

Post relacionados:

En cumplimiento del Reglamento de Protección de Datos:

Mamá la Cuadrado te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el formulario de comentarios, serán tratados por Mamá al Cuadrado como responsable de esta web.

La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios que realizas en este blog.

 Legitimación: Consentimiento del interesado. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud.
Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de wordpress.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en mamaalcuadradoblog@gmail.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.

Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: Protección de Datos Mamá al Cuadrado

 

 

 

Mi Quinta Beta

Cita Posted on Actualizado enn

Y ya vamos por la quinta, ¡oleeeeee!

Si por algo se ha caracterizado esta última beta espera ha sido por la tranquilidad. Hombre, el gusanillo de estarás embarazada o no siempre está, pero esta vez esos sentimientos apocalípticos si es negativo ya, gracias a Dios, no los he padecido.

Tenía bastante claro lo que podía pasar; si era positivo guay, si era negativo pues a disfrutar del verano, a desvariar en las fiestas del pueblo y a presentarse a la revalida en septiembre con un nuevo embrión.

No obstante, el presentimiento que he tenido desde el principio es que me iba a quedar. Si como lo oís. Analizando mis posibilidades pensé:

  • Los embris congelados son de la misma calidad que Guille y Nico, no hace falta decir donde está este par ahora mismo
  • Mis análisis y útero a la perfección
  • Y que decir de mi homocisteina, la que se negaba a bajar de 11, en el último análisis ¡¡7,15!! ¡¡Nunca había tenido esos valores!!

Así que con este caldo de cultivo me dije: – las posibilidades son altas …

Y nuestro embri, Bichito VI,  llegó a nosotros.

He hecho vida normal no, lo siguiente. He salido, he cogido a los peques, he tenido un montón de trabajo, ¡¡he limpiado hasta piscinas!! …

No estaba notando nada hasta el día 6 post transfer, cuando a media mañana vi en el baño una manchita rosita muy clara. Papá al cuadrado dice que las mujeres somos como los X-Men que tenemos Rayos x o algo así, por que donde yo veo manchitas él no ve ná.

Pero si, era una mancha que se tornó un poco más rosita a lo largo del día. Estaba segura que era el famoso «sangrado de implantación».

El sangrado de implantación es una pequeña hemorragia de color rosaceo o marrón que se produce entre el día 6-7 post trasnfer, si se trata de blastos y un poquito más tarde en embriones más «jóvenes». Este sangrado es fruto del proceso de invasión del embrión sobre el endometrío, que al profundizar en ese tejido puede romper algún capilar y provocar dicho sangrado. Según dicen, solo en un tercio de los embarazos se produce.

En el embarazo de los mellis no lo tuve, pero eso no quiere decir que en posteriores suceda.

Durante la tarde manché un poco más rosa, una señora mancha en toda regla, y empecé a notar un dolorcillo como de regla. Si, hubo un momento que me planteé que podía ser la regla, pero me dije:- Ana, mantén la calma y veremos que pasa mañana.

A la mañana siguiente amanecí con una pequeña manchita rosácea débil y ya no manché más a lo largo de ese día.

Al día siguiente, ya sin manchas ni dolores de regla, sin nada de nada, me puse a cocinar y casi me muero de asco. Me empezaron a dar unas nauseas terribles. Increíble pero cierto. Y a mi nunca me dan nauseas así como así. Sabía que Bichito estaba conmigo.

Ese día toco llamada del IVI para hacer seguimiento de la betaespera. La llamada fue curiosona, curiosona …

¿Esta Ana?:

-Si soy yo.

– Te llamo para ver que tal va todo.

-Bien, de momento tranquila. Ayer tuve un ligero manchado rosa, pero bueno me imagino podría ser implantación.

¡¡TABUUUUUUU!! Has dicho la palabra ¡¡TABUUUUUUU!!

Pero loca, ¿como le dices eso a una enfermera de reproducción asistida?

Yo entiendo no se puedan secundar las imaginaciones o ideas de las pacientes de reproducción asistida, pero hombre tampoco hacer suposiciones que para una que ya ha pasado unas cuantas betas … pues le resulta un poco chorra …

Una vez cuento lo del manchado me comenta:

-¿Fue a día 6 post transfer?

-Si fue ayer

-Bueno eso no quiere decir nada. Además el sangrado de implantación no es rosita es marrón.

Toma ya, la primera en la frente. Y no contenta con esto, siguió con el rosario de posiblidades …

-Ana, piensa que el líquido con el que te limpian antes de la transfer es rosita. Se ha podio mantener dentro y salir ahora.

Me quedo muerta matá …

-También puede ser que al introducir la cánula, se haya producido una pequeña hemorragia.

Y, ¿sale ahora? En una de las punciones me hicieron daño y manché, pero fue algo inmediato.

-Y también ten en cuenta que te has podido hacer daño metiéndote la progesterona.

A parte de no tener ni mucho menos las uñas como las cuchillas de Fredy Krugger, ni los dedos como morcillas de León, 5 veces he estado con progesterona y no he manchado ni media. Oye, que podría ser, pero ese manchado no es de haberte hecho daño.

Y llegados a este punto dije:-¿le vas a contar lo de las náuseas? …. paso, paso … que lo mismo me dice que me he empachado por comer como una vaca.

Sabéis lo que os digo, que es mejor que en estos casos no traten de justificar nada. Es mejor se limiten a decir:-bueno tranquila, si es un manchado ligero no pasa nada. Punto.

Así que para que dar vueltas a esto, si yo creía que era un positivo.

Volví a manchar un poquito marrón el domingo, tuve alguna nausea suelta y eso si, el hinchazón de rigor de todas la betaesperas ha estado muy presente.

Imagen3.jpg

Y así hasta el martes. Siguiendo mi política ANTI TEST DE EMBARAZO, seguí con la incógnita hasta el final.

El martes amanecí como siempre, con sueño y cara de pocos amigos. Papá al Cuadrado me llevó hasta le IVI y él se fue a una reunión justo al lado. Fue un día horrible de tráfico en Madrid, pensaba que no llegaba.

Llegamos a IVI y no tardaron mucho en llamarme. Pinchazo perfecto. He de decir, que los últimos pinchazos de IVI han sido impecables, ni un pequeño hematoma.

Imagen1

Tras el pinchazo y con el atascazo que había, decidí irme a desayunar por la zona. Lejos de estar nerviosa, me pegué un desayuno de padre y muy señor mío.

Cogí el coche y entre el atasco y que paré a hacer una compra por el camino, en el coche, a 1h 40 minutos del pinchazo, llegó la llamada.

-¿Podría hablar con Ana?

-Si soy yo.

-Te comento que el resultado de la prueba es POSITIVO.

-Si,si,si,si! Tomaaaaaaa! Mensaje emotivo y profundo donde los haya. Solo me faltó gritar como Cristiano Ronaldo …

Le hice la pregunta de rigor:-¿De cuanto ha sido la beta?

-109, vamos una beta buenísima, estas embarazada, embarazada.

Me comentó que en 10 días tenía que venir a la primera eco y que siguiera con la medicación.

Así que hasta el viernes 16 que tengo la eco, estoy embarazada… je je je

No sé, me siento rara … no se si me lo creo aun o no, no me puedo hacer a la idea de como será la vida con 3 hijos … pero lo que si que sé, es que estamos en el camino de completar nuestro sueño.

¡Que ganas tenemos de verte Bichito!

Post relacionados:

En cumplimiento del Reglamento de Protección de Datos:

Mamá la Cuadrado te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el formulario de comentarios, serán tratados por Mamá al Cuadrado como responsable de esta web.

La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios que realizas en este blog.

 Legitimación: Consentimiento del interesado. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud.
Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de wordpress.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en mamaalcuadradoblog@gmail.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.

Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: Protección de Datos Mamá al Cuadrado